Vuela tan alto

pero también vuela bajo.

Pasea por el jardín

donde todo es verde

excepto ella.

 

Entre toda la naturaleza,

sorprende con sus alas,

¿cómo son posibles los colores de sus alas?

Es como si hubiese una historia

dentro de sus alas.

 

Hay un código oculto.

Su fondo negro oscuro

refleja lo más puro

de su ser.

 

Pero ella sabe que el negro no define su ser;

por lo que sorprende con un turquesa.

Un turquesa electrizante.

Que forma figuras tan elegantes,

y a la vez, tan impresionantes.

 

Sus alas son extraordinarias.

Y a pesar de los colores tan fuertes que posee ella,

también eligió un blanco bello.

¡Ay, la paz!

¿Será que lo usó para neutralizar

o armonizar

sus colores?

Vuela tan alto,

pero también vuela bajo.

Pasea por el jardín

donde todo es verde

excepto ella.

 

No es selectiva,

ella deja todo a la perspectiva

de quien tenga la iniciativa

de observar su creatividad.

 

Vuela por fuera de la casa

donde de todo pasa.

Cuando quiere,

vuela dentro.

Ella es libre.

 

Tan libre

como sus colores por fuera.

Transmite su calor.

La presencia del sol

o del fuego.

Y lo camufla con el negro

profundo.

Y le añade, blanco

para estabilizar su tango.

 

Quizás sea una traicionera.

Quien muestra sus colores por fuera

como sus colores verdaderos,

quien muestra unos colores

que no son los sinceros.

 

Quizás es solo

una manera de engañar

a sus presas.

 

Pero en sus días

de vida

fue libre.